La "libertad" y la "verdad" de María Corina

Desde tiempos inmemoriales los libros sagrados, también los de historia, los líderes, sacerdotes, pastores, rabinos, lamas, las Constituciones, presidentes de diversos países entre tantos, se refieren con efusión a la libertad y a la verdad. Sin embargo, según parece hasta ahora nadie sabe en qué consiste tales expresiones y para qué sirven tales vocablos. Esto lo reseño porque a pesar de haber transcurrido tanto tiempo todavía los líderes políticos en todas las campañas electorales y en todas las áreas del planeta siguen prometiendo conseguir, a través del voto, la libertad de los electores y para ello procuran hablar con la verdad. La Revolución Francesa que data del 1789 ofrecía la "libertad, igualdad y la fraternidad", el mismo lema que motivó a los líderes de la independencia de América para salir del yugo de los Ibéricos, era la época de la "ilustración" o el siglo de las luces.

Venezuela está celebrando la firma del Acta de la Independencia en un acto que marcó el destino político y social del país. Este documento fue aprobado por el Congreso, firmado el 5 de julio de 1811, en el que representantes de siete de las diez provincias pertenecientes a la Capitanía General de Venezuela, estuvieron reunidos en la capilla Santa Rosa de Lima de la ciudad de Caracas. Hasta aquí todo va bien. Sin embargo, en dicho congreso no había una sola mujer, no estaba presente ningún miembro de la comunidad indígena y muchos menos un representante de los esclavos. Esta Asamblea estaba integrada, en su mayoría, por mantuanos criollos, los dueños de las plantaciones de la cual es heredera la goda MCM. De esta asamblea surge la Constitución de 1811 con 63 artículos, en la cual se contemplaba que solamente podían elegir y ser elegidos los dueños de algún bien inmueble, gozar de una entrada de una cierta cantidad, además, saber leer y escribir. Evidentemente estaban excluidos los indios, los esclavos y sobre todo, las mujeres. Era un territorio donde la mayoría era analfabeta. Así mismo, se impuso como obligatoria y única la Religión Católica Romana. La libertad de culto fue excluida, un triunfo de los frailes integrantes del Congreso. La añorada libertad que arengaba los criollos de la Asamblea era para disfrutarla solo los mantuanos quienes añoraban ocupar los puestos bien remunerados y aquellos vinculados con la recolección de impuesto, como las aduanas, que solo podían desempeñar los peninsulares.

Según se interpreta de los documentos, el país salía del yugo de los peninsulares para entrar en el yugo de los mantuanos. Después de finalizada la guerra de la Independencia, celebrado el triunfo de la batalla de Carabobo, a los indios y a los esclavos no les fue mejor puesto que los generales libertadores se convirtieron en terratenientes ya que muchos de ellos se apoderaron de las tierras que Simón les concedió a los soldados quienes combatieron en la guerra. En este período los aborígenes, ahora como peones, continuaron en la miseria, explotados por los dueños de las haciendas, los antiguos generales libertadores. Así mismo, los esclavos, siguieron en la ignominiosa esclavitud, para estos la libertad fue solo una palabra. En esta época resaltan el general Páez, los Monagas, Mariño, Laurencio Silva, Soublette, Guzmán, muchos de ellos formaron parte del gobierno al lado del "centauro de los llanos".

La libertad en Venezuela después de Carabobo le sirvió a los mantuanos para luchar por el poder en numerosas guerras o montoneras y mantener la misma estructura de gobierno de la monarquía fernandina. En 1854, cuando José Gregorio Monagas, dueño de haciendas y esclavos al igual que su familia, fue cuando se le concedió la libertad a los esclavos. Con una operación muy singular: los amos de los esclavos fueron indemnizados por el gobierno por cada esclavo liberado, inclusive, el mismo José Gregorio recibió una buena compensación. Cosa extraña, los negros esclavos no fueron favorecidos con ningún pago, a pesar de haber sido ellos quienes trabajaron sin estipendio, primero para los peninsulares y luego, para los generales libertadores convertidos en terratenientes. Aquella libertad ofrecida por los mantuanos reunidos en Asamblea el 5 de julio nunca les llegó a las mujeres, ni a los indios, ni tampoco a los esclavos. Quizás la goda MCM, como heredera de los mantuanos, en sus arengas para promocionar al Inmundo está ofreciendo aquella libertad.

Era notorio, los analfabetas en Venezuela en aquella época constituían un 80 % de la población y no sabían nada de la "ilustración" francesa y mucho menos tenían idea de lo que era una "democracia". Estos iletrados fueron presa fáciles de la "verdad" de aquello ilustrados que conformaron el congreso de 1811. Era el verbo hecho verdad en boca de los mantuanos. Una verdad que ni los intelectuales saben en qué consiste, pero que sirve para los discursos. Hasta La Biblia, el libro sagrado, refiere en varios versículos sobre la verdad y la libertad. Veamos algunos:

Zacarías 8.16: Estas son las cosas que habéis de hacer: Hablad verdad cada cual con su prójimo; juzgad según la verdad y lo conducente a la paz en vuestras puertas.

1 Juan 3.18: Hijitos míos, no amemos de palabra ni de lengua, sino de hecho y en verdad.

Gálatas 5.1: Cristo nos liberó para que vivamos en libertad. Por lo tanto, manténganse firmes y no se sometan nuevamente al yugo de la esclavitud.

Sin embargo La Biblia comienza con una mentira como fue que el mundo se creó en seis días y el embuste de Adán y Eva, de igual modo La Biblia acepta la esclavitud como una porción del mundo secular, parte del panorama de la sociedad humana. A manera de ejemplo veamos:

Romanos 6.16: "¿No sabéis que ofreciéndoos a uno para obedecerle os hacéis esclavos de aquel a quien os sujetáis, sea del pecado para la muerte, sea de la obediencia para la justicia?".

1 Pedro 2:18 "Ustedes, los que son esclavos, deben someterse a sus amos con todo respeto. Hagan lo que ellos les ordenan, no solo si son bondadosos y razonables, sino también si son crueles".

Como se lee en los párrafos anteriores cada quien, cada institución, cada región y cada grupo humano tienen su propio concepto sobre los términos "verdad" y "libertad". La religión, los mantuanos, es decir los criollos dueños de las haciendas y los generales libertadores convertidos en terratenientes, tenían su propia noción sobre tales vocablos vinculados a sus intereses. Lo mismo ocurre con el capitalismo, el sistema que la goda MCM defiende con entusiasmo.

Recientemente, después de catorce años de lucha y prisión salió de la prisión el periodista Julián Assange, simplemente por acogerse a los valores que promulga la democracia, como es la verdad y la libertad de expresión. Sin embargo fue encarcelado por el gobierno de UK, por orden de Washington, por decir la verdad de lo que estaba sucediendo en Irak con respecto al asesinato de civiles por parte de aviones pertenecientes a la flota estadounidense. La amarga experiencia que vivió el periodista australiano reveló que tanto la verdad como la libertad de expresión, no pasa ser parte de una retórica capitalista que es el sistema que defiende la goda MCM.

Venezuela está viviendo un período electoral muy sui géneris. Una cruzada donde uno de los candidatos de la oposición conocido como el Inmundo no da la cara, quizás por enfermedad, por aburrimiento, por cansancio o por otros motivos, se niega a hacer campaña electoral. Para tal fin le entregó el testigo a su alter ego, a la goda MCM para que sea ella la que ofrezca las bondades de su candidatura y futuro gobierno, en el supuesto negado de ganar las elecciones. Es decir, la inhabilitada está encargada de hacerle conocer a los electores las verdades del Inmundo. Digo "supuestas verdades", porque este candidato desconocido por el pueblo no le ofrece a Venezuela un programa o un proyecto para el país. Lo único que es seguro que la goda MCM, con su carga de odio, como aliada del gobierno de EEUU, solo podrá prometer lo que le permita la institución que le está financiando la campaña electoral al Inmundo, es decir, el Departamento de Estado. Como mentirosa consumada, la goda MCM está ofreciendo libertad, a pesar de la campaña electoral que la traidora está haciendo desde hace más de dos años.

La libertad que ofrece la goda MCM es la misma libertad que reina en EEUU. La libertad del gobierno de USA para entregarle arma a Israel para masacrar a los palestinos, la libertad de la policía estadounidense de golpear sin medida a los manifestantes que cuestionan el genocidio palestino, la libertad para coartar la libertad de expresión como hicieron con Assange. De igual modo, la libertad para aplicar medidas coercitivas contra Venezuela, la misma que ella le solicitó encarecidamente a su mejor aliado. Así mismo, la libertad para hacer tratos con el FMI para hundir la economía venezolana, después del esfuerzo del gobierno del presidente Maduro para levantarla. Libertad para privatizar las empresas nacionales para entregarlas a consorcios extranjeros y a las familias oligarcas que tienen siglos explotando a los venezolanos, sobre todo a la familia Machado, ocasionando desempleo, quiebra de compañías privadas y dependencia de las empresas foráneas. Libertad para que las familias oligarcas improductivas del país tengan acceso a las divisas para que ellos engorden sus cuentas localizadas en bancos extranjeros.

La verdad y la libertad de la goda MCM cargada de odio es la que ofrecieron sus ancestros criollos del 5 de julio a los indios, a los esclavos y a las mujeres, las mismas que ofrecieron los generales libertadores, convertidos en terratenientes, a los peones, a los indios y a los esclavos de sus haciendas, las misma libertad que le ordenará el gobierno capitalista de EEUU. No hay duda, en los casi dos siglos que lleva gobernando el capitalismo en el mundo persisten los mismos problemas de hambre, miseria, desempleo y pobreza. Los electores deben tener claro que la goda MCM no puede ofrecer lo que no tiene, una traidora aliada de los yanquis en un futuro cercano se convertirá en su esclava. Bien lo expresó el francés Voltaire: "Es difícil liberar a los necios de las cadenas que veneran". Lee que algo queda.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 824 veces.



Enoc Sánchez


Visite el perfil de Enoc Sánchez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: